5 de febrero de 2016

Navíos de mi pueblo



Entre redes y anzuelos
transportan al madrugador
a su destino laboral.

Testigos silenciosos
de una madrugada fria
descansan bajo el sol.

Esperando el amanecer
para nuevamente
hacia el horizonte enfilar.

ホセ



2 comentarios:

  1. Una poesia donde habla de la vida del pescador a la mar. Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tu comentario María del Carmen

    ResponderEliminar

No importa lo que digas en tu comentario, nunca dejes de dejar una huella en tu camino...